Plan de Gestión Medioambiental implantado en las Universidades

Plan de Gestión Medioambiental implantado en las Universidades

El consejero de Fomento y Medio Ambiente junto con el rector de la Universidad de Burgos, el rector de la Universidad de León y el rector de la Universidad de Valladolid, han firmado el protocolo.

Un protocolo, por el cual, se realizarán actuaciones conjuntas en el ámbito de la gestión medioambiental.

Todo ello teniendo en cuenta las Energías Renovables.

Este acuerdo se ha realizado con el objetivo de contribuir a la mejora de la gestión ambiental, con un cierto énfasis en lo que se refiere a la gestión de energía y aumento de la eficiencia energética.

El cambio se llevaría a cabo en los sistemas de alumbrado y red de calefacción de las universidades, usando como combustible la biomasa forestal.

Éstos tienen como beneficios la incidencia nula sobre el cambio climático y el aprovechamiento sostenible de un recurso natural producido en Castilla y León.

Líneas de Actuación

Se han establecido tres líneas de actuación:

-Análisis y estudios técnicos en las universidades para implantar redes de calor, que usarán como combustible la biomasa forestal.

-Programas de información y educación ambiental ligados a la gestión medioambiental de las universidades.

Todo ello, para concienciar a los alumnos de la protección del medio ambiente y el desarrollo sostenible y la presentación conjunta de proyectos a convocatorias de financiación de I+D en el ámbito de las redes de calor, la biomasa y la eficiencia energética.

Y, de esta forma, fomentando de esta manera su capacidad para dar soluciones en la mejora del medio ambiente y desarrollando sus facultades.

-Prácticas académicas de los alumnos en la Fundación Patrimonio Natural y en Somacyl, con el objetivo de que apliquen todo lo aprendido en sus clases teóricas.

Se implantarán distintas oficinas en la Universidad de Burgos, León y Valladolid para sensibilizar a los universitarios de la importancia del cambio climático y el medio ambiente.

Además de concienciar a la población sobre la realidad ambiental y conseguir acuerdos sociales para adoptar modelos de conducta más sostenibles.

Un ejemplo de este proyecto llevado a cabo en la realidad es la red de calor de la Universidad de Valladolid que suministra calefacción y agua caliente a 31 edificios de la universidad. Además de otras dependencias municipales y de la Junta, a las que en breve se unirá el Hospital Clínico.

Este convenio servirá para que todas las universidades públicas de la Castilla y León tomen conciencia de lo importante que es contribuir con el medio ambiente. Y apliquen alguno de sus cambios a ellos mismos.

Si te ha gustado… ¡Comparte! 😉
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin