iluminacion-led-dentro-hogar

Iluminación LED: ¿un Peligro para la Salud de tu Hogar?

La iluminación LED se ha convertido en la elección más eficaz para ahorrar en el consumo eléctrico del hogar, aunque puede suponer cierto peligro. Los hogares están plagados de la luz LED emitida por los dispositivos digitales, lámparas y bombillas que se encuentran en todos los espacios de las viviendas.

Pero esta novedosa tecnología de iluminación LED puedo esconder unos riesgos para la salud, por lo que en este artículo te enseñaremos los diferentes efectos negativos que puede provocar la iluminación LED, y cómo paliarlos. 

Peligros de la Luz LED

La luz LED se ha convertido en un foco de inversión en los hogares gracias a sus beneficios para el medioambiente, sostenibilidad y rentabilidad económica. Pero poco se sabe sobre del peligro que puede provocar la sobreexposición a la iluminación LED. 

La luz LED podría ser uno de los más importantes tipos de exposición a los campos electromagnéticos a los que están expuestos las personas en sus hogares, por lo que se debe hacer una diferenciación entre los distintos tipos de iluminación y la responsabilidad sobre la salud de cada uno de ellos:

  • La iluminación LED de luz blanca, que se encuentra en pantallas y en bombillas LED, tiene un espectro visible muy diferente en el que predomina la luz azul. La luz blanca de la capa fluorescente se combina con la luz azul residual y crean un tipo de luz blanquecina, por la cual generan la mayoría de luz azul agresiva

Provoca un pico muy grande en la zona de mayor energía (menos de 460 nm). Este pico de luz azul es el responsable de los problemas más frecuentes e importantes para la salud. 

  • Las bombillas de luz incandescentes habituales apenas emitían luz azul. 

¿La luz LED es Perjudicial para la Vista?

  • El mayor problema al que se enfrenta una persona sobreexpuesta la luz LED son las consecuencias visuales y es que la luz azul provoca un estrés en la retina, ya que esta no puede regenerar y reparar la longitud de onda larga a la que se ve expuesta con la iluminación LED. Este efecto no solo provoca problemas visuales, sino que también afecta al sistema endocrino.
  • Si se utilizan las luces LED durante la noche, disminuye la capacidad de regeneración y restauración ocular y cerebral. Entra directamente a un proceso de degeneración, en ocasiones llegando a ocasionar AMD (degeneración macular).
  • La iluminación LED también puede llegar a ocasionar problemas metabólicos como pueden ser : mayor nivel de glucosa en sangre, aumento del peso, ect…
  • Posibles problemas en el sueño.
luz-azul-problemas-visión
Fuente: Lizanaroptika.us

¿Cómo evitar el Peligro y los Daños que Causan las Luces LED?

Lo más importante es evitar los problemas de salud que puede llegar a  provocar la iluminación LED. El consejo primordial es eliminar o reducir  el pico de luz azul en los hogares, sobre todo, de noche, además de usar un tipo de iluminación diferente en función del espacio y la hora del día.

A partir de ahí, también hay que tener en cuenta que no toda la iluminación LED es igual y que, por ello, hay que conocer los factores clave para elegir una iluminación LED saludable y acorde a las necesidades del hogar.

Las bombillas LED de bajo consumo se han convertido en una opción de ahorro en los hogares. Por ello, no hay que dejar de usarlas por los diversos problemas de salud que pueden ocasionar, sino conocer las claves más importantes para su correcto empleo.

Lo primordial es utilizar lámparas y bombillas led regulables en intensidad y temperatura de color. Por supuesto, también hay que tener en cuenta la hora en la que se va a usar la luz y el lugar dónde se va a colocar. Tanto para techos como para mesas o escritorio, los LED’s deben ser regulables.

Esta opción de variar la temperatura de color e intensidad se consigue gracias a los paneles LED que llevan incorporados. La luz regulable se debe cambiar según el momento del día, de acuerdo a cada actividad y hora, de esta manera la luz afectará menos a la salud del hogar. La temperatura de color adecuada a cada actividad y hora es esta:

  • Fría de más de 5000K. Es adecuada para trabajar, estudiar, leer o cocinar, recomendable para la mañana y principio de tarde. 
  • Neutra de entre 3800K-4500K. Para el principio de la tarde. También se puede usar durante el día si se usan otros dispositivos electrónicos, de esta manera se evita la sobreexposición a la luz azul.
  • Cálida de menos de 3500K para el atardecer y la noche. Lo ideal es que se vaya disminuyendo la intensidad y temperatura a medida que avanza la noche.
luz-fria-calidad-neutra
Fuente: lumikon.com

En definitiva, las luces LED regulables son la mejor opción para el hogar. Se pueden regular desde la misma lámpara de manera manual y reducen la fatiga visual. Además, ayudan a evitar su efecto tóxico a largo plazo provocado por la luz azul sobre los ojos. 

Como has podido ver a lo largo del artículo, las luces LED son muy ventajosas. Aun así, nunca hay que dejar de lado cualquier peligro que pueda surgir por el uso de la iluminación LED.

Si te ha gustado… ¡Comparte! 😉

Iluminación LED: ¿un Peligro para la Salud de tu Hogar?

Categorías:

Otros Artículos Recomendados

Elige como Registrarte

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí los Términos de uso, privacidad y cookies. Si continúa navegando, está aceptándola.